16 enero 2009

ESCÁNDALO POR EL "STRIPTEASE" DE LA CÁRCEL DE PICASSENT


Parece que nos encontramos ante un nuevo tipo de moral hipócrita y misántropo de nuevo cuño, pero en el lado opuesto. El 2 de enero se celebró un espectáculo de "striptease" ante 300 presos en la cárcel de Picassent (Valencia). El sindicato de prisiones ACAIP denunció unos "hechos escandalosos" en el que varias funcionarias "se sintieron degradadas y temieron por su integridad", según afirma ese sindicato.

Según parece, en el salón de actos de la prisión valenciana, actuaron cuatro cantantes y al final salió una chica para el citado número erótico. Eso es normal en cualquier pueblo en fiestas desde hace más de 30 años y a cuyos espectáculos al aire libre acuden niños con sus padres sin que se conozca escándalo alguno y como visión natural de los cuerpos que la naturaleza, y el trabajo de las strippers que se lo curran, envía al mundo.

Añade el sindicato de funcionarios que " la bailarina se desnudó totalmente, se embadurnó el cuerpo con leche condensada, se acercó a los internos para que pudieran frotarse con ella, tocó los genitales a un grupo de reclusos e, incluso, llegó a introducir un vibrador en la boca de, al menos, uno de ellos".

No voy a entrar en el tema de los niños, peor y más "pornográfico" es echarles culebrones en todas las emisoras de televisión en horario infantil con celos, riñas, asesinatos y sexo explícito en la programación. Tampoco en si Mercedes Gallizo, como directora de Instituciones Penitenciarias, estuvo al tanto de ello y si lo aprobaba o no, que parece que no. Voy a entra en lo que parece vergonzoso y de doble moral:

La coordinadora de Esquerra Unida y diputada en las Cortes Valencianas, Glória Marcos, exige la dimisión "inmediata" del director de la cárcel por considerar el espectáculo "machista y denigrante" y que Izquierda Unida pedirá explicaciones en el Congreso de los Diputados porque "sitúan a la mujer como un objeto sexual". Me llama la atención porque durante años he visto espectáculos de este tipo en poblaciones valencianas gobernadas por Izquierda Unida, como he dicho antes con niños como espectadores, y hasta la fecha nadie dijo ni mu. Parece que los presos no deben ver imágenes "obscenas" porque no existen en la sociedad a la que deben reintegrarse.

Pienso que habría que darle un premio a ese director de centro penitenciario y que la idea debería extenderse por todas las prisiones de España, espectáculos de "striptease" masculino para las reclusas incluido. Si como parece, la artista realizó su trabajo de buen grado y sin ser obligada a ello y además pudiese ser que cobrase por ello por otro lado, no debería verse como "machista, denigrante y objeto sexual". Si también los reclusos disfrutaron por unos momentos la entrada del año nuevo, como cualquier otro ciudadano, pues mucho mejor.

Creo que eso de "corta
r huevos" debería haber pasado a la historia hace muchísimos años. Más obsceno, peligroso e inmoral es ver en cualquier esquina de nuestras calles a muchachas que se prostituyen por un gramo de "farlopa" o de "caballo" (heroína) como un hecho normal de nuestros días y sin que las autoridades tomen cartas en el asunto. Siendo que "sus Señorías" pasan de largo, viviendo felices y en una nube, cuando a escasos metros de les Corts Valencianes se producen estas circunstancias a diario, aunque de noche cuando no pasan Sus Señorías.

Mucho más escandaloso es que en la misma prensa donde aparecen todos los días (los políticos), figuren páginas enteras de prostitución como reclamo o que en todas las televisiones se repitan hasta la saciedad "concursos" de llamadas eróticas telefónicas o por sms; también programas de "¡!Llama ahora!!" con chicas que parecen "drogadas y extenuadas" pidiendo que reunas la letras de una palabra para ganar unos miles de euros y que no contestan nunca.

Yo comprendo, y me pongo en plan machista no porque me considere como tal sino por poner un ejemplo, que una señorita te avise de que "si estás bueno y lo haces bien no te aplicaré el código penal por maltratador". Esta situación, excepcional, la he visto en infinidad de veces, por lo que creo que hay más de machismo en muchas de las féminas que lo utilizan, tras declararse feministas, a favor de la igualdad y contra la violencia de género (en la que estamos todos de acuerdo y yo el primero) que muchos hombres.

El negocio del sexo, por añadir aunque parezca que pueda tener poca relación y no es el caso concreto de esta chica, debe ser regularizado, no ignorándolo y persiguiendo prostitutas y clientes cuando se produce alarma social, sino autorizándolo legalmente como trabajo, con sus derechos laborales y sindicales, y con una regulación que las proteja ante abusos, maltratos y trata de mujeres. Así como los controles sanitarios que daban proceder. Sería una forma de controlar además a las mafias organizadas y a los "empresarios" que no cumplen con sus obligaciones legales. Eso es lo que deberían hacer los políticos que se dedican a legislar y aplicar lo legislado.

La igualdad es un derecho constitucional que debería ser tenido como natural desde la tierna infancia, sin necesidad de cuotas o "discriminaciones positivas" que denigran más aún si cabe la condición de ser mujer, por el hecho de ser mujer, y no por el hecho de ser capaces o aptas. Es cuestión de educación más que de prohibición y en eso siempre caeremos mientras no se entienda y se proceda de esa manera, como una cuestión de educación.

He conocido a muchas mujeres, que si bien les ha costado por el machismo transmitido por la propia mujer generación tras generación (los niños a la calle a tirar piedras y las niñas hacer las labores de casa) que consiguen estar donde están por méritos propios como personas y no porque les toque una cuota, que a los ojos de los demás las relega a "floreros" sin que se les reconozcan sus méritos como tales. Eso es lo que hay que evitar el "premio" por género sexual.

Todo esto viene por lo de "objeto sexual", que sólo lo puede ser a los ojos de quien así lo piensa y observa, no ante los ojos de quien realizando su trabajo, en este caso haciendo un "striptease" profesionalmente, se gana la vida honradamente y de buen grado, suponiendo que lo hace voluntariamente y sin otra motivación en la que pueda verse forzada su propia integridad como persona.

Este tipo de censuras como nueva inquisición desde la izquierda, no deja de ser un tipo de misoginia, infra valoración de la mujer que desea mostrarse como tal y una condena por el pudor y la "horrenda visión" de ver un cuerpo desnudo como en realidad somos, aunque lo tapemos con trapos por abrigo y porque oculte lo que puede ser un "premio" para quien lo desea, tanto para el hombre como para la mujer.

¡ Con la iglesia hemos topado, amigo Sancho!.

Postdata: Parece que la parte que puede hacer censurable la actuación ha sido la presencia en la sala de reclusos con delitos sexuales y malos tratos, lo que podría haberse evitado con su no presencia en el espectáculo. Pero la hipocresía viene por el retorcimiento a la hora de buscar el fallo con el cual, tomando una parte para prohibir el todo, se tache la iniciativa como "lesión" de género.

Para tener una visión distinta ver video informativo
aquí.

8 comentarios:

ciberneticaeterna dijo...

A qué clase de pueblos vas tú?
Creo, que hasta en la cárcel, los presos son "libres" de no ver un espectáculo si no quieren hacerlo, no?

Pero como tú bien dices... la hipocresía nos rodea.

Carolus Primus dijo...

Creo que a los mismos que puedas haber ido tú. No he ido nunca precisamente por ver ese tipo de espectáculos. He ido como cualquiera que va a una fiesta de pueblo al aire libre , que no es precisamente un local dedicado a ello y junto con otras "variedades" de un día festivo, esas actuaciones (no precisamente con el vibrador que no he presenciado) se suelen dar como añadido.

Estoy hablando de un período de muchos años, no de últimamente.

Respecto a lo de los presos, efectivamente parece que han visionado el espectáculo los que han querido y con total libertad.

Lo que se trata aquí es la "doble moral" incluso para los que van de izquierdas por la vida.

Saludos , en lo último estamos mucho más de acuerdo.

ciberneticaeterna dijo...

Le aseguro que yo no he visto ningún strip-tease en ninguna fiesta de ningún pueblo.
La doble moral, cada vez estoy más convencida, es algo innato al ser humano.
Actúa como te digo pero no como yo hago.
Si en el fondo no es tan difícil estar de acuerdo conmigo... y al final, como a los perros, se me coge cariño.

Carolus Primus dijo...

Yo te aseguro que si. Supongo que habrás visto alguna vez los "varietés", donde actúa algún cómico, algún artista famoso al final, algo de cante por coplas, algún mago... y por el medio alguna cantante con ropa semitransparente que entre humor y picaresca juega con el público (tocando y no tocando, dejándose tocar y no dejándose).... y en algún momento se destapa integralmente. Viene a ser lo mismo.

A altas horas de la madrugada todavía quedan menores de edad rondando por el espectáculo. Y también hay muchos niños con sus papás comprándoles manzanas de caramelo rojo y el clásico palito con el "algodón" de golosina (no me acuerdo el nombre).

No debo, ni quiero dar nombres de localidades (en muchos casos ya no están determinados gobernantes) , pero para el caso generalmente no hay diferencia de ideología y prima la diversión.

Yo no censuro estas "fiestas al aire" tradicionales, en las cuales durante los primeros años de la democracia y del "destape" en todas las fiestas de pueblo había algún "striptease" como plato fuerte y aún hoy he visto alguno ocasionalmente. Ni tampoco censuro la presencia de menores porque no considero ni sucio ni obsceno lo que es natural en la vida.

Repito que lo que doy la "puntilla", por llamarlo así, es en la hipocresía y la "doble moral", en este caso en una supuesta defensa de la "dignidad" de la mujer.

A mi me gustan los perros, tengo dos , macho y hembra. Antes tenía un pastor alemán.... y así.

elcapotedehumo dijo...

Estoy de acuerdo con lo que dices sobre la igualdad, el negocio del sexo y tal, pero en este caso yo creo que el problema no es que una chica se desnude por dinero, sino que ese dinero haya salido de nuestros bolsillos para alegrar la vista de gente que esta en la carcel por robarnos, agredirnos o, y mas grave aun, delitos contra la libertad sexual como se ha dicho que habia. Es cierto que desde muchos sectores hoy en dia se pone el grito en el cielo ante cualquier cosa que huela a machismo, y por lo tanto cada vez que se vislumbra la oportunidad de sacarle partido se explota, pero pienso que en este caso el debate es otro.

Carolus Primus dijo...

Estimado capote de humo:

Bienvenido a este blog.

El espectáculo y la actuación fueron gratuitos por lo que he podido saber. Es el mismo que el realizado el anterior año, pero con el extra de los diez minutos de la chica. Según esa información no costó ni un euro al contribuyente.

No entro en si las penas deben ser agravadas o no en función del delito cometido. Eso queda para la valoración personal de cada uno.

Lo que quiero incidir es en la "mojigatería" al tratar asuntos semejantes y por eso "aplaudo" la iniciativa aprobada por el director de la prisión para resaltar esa "doble moral".

Es una puntualización que creo oportuna y que al parecer la directora general de prisiones ha tenido en cuenta para aceptar las disculpas del responsable, a pesar de que no comparte ese tipo de actuaciones.

Gracias por su visita.

Esquirla de Aire dijo...

Totalmente de acuerdo con tu enfoque. Sin embargo es necesario puntualizar, como bien señalas en la post-data, que el espectáculo se llevó a cabo en una prisión, que no es un pueblo en fiestas como puede comprobarse fácilmente; que el "striptease" fue sólo femenino, y en eso me sumo a tu reivindicación de que se les ofrezca estos espectáculos a las internas; y que, pese a todo, las alarmas sociales, la doble moral, la hipocresía pública y la ignorancia política de algunas personas que deberían ser responsables, allí no pasó nada, ni sufrió daño físico ni psíquico nadie.

Me parece muy acertada tu reflexión sobre las obscenidades que han de tragarse "nuestros niños y nuestras niñas" en la tele, en horarios inadecuados, y que encima, por esa misma hipocresía de la doble moral, se disfraza de espectáculos edificantes.

Finalmente, informarte de que te enlazo en mi blog, para lo que me gustaría obtener tu permiso, aunque sea a posteriori.

Un abrazo.

Enric Casanova.
Esquirla de Aire.

Carolus Primus dijo...

Estimado Enric, bienvenido a este blog.

Como el escándalo vino en principio por el "striptease" en si, no hice referencia a los posibles daños "psiquicos o físicos" que se podrían haber originado entre los asistentes al espectáculo. No pasó nada del otro mundo, como bien dices.

No necesitas pedir permiso, puedes enlazarme y yo estoy muy contento y complacido de ello.

Puede participar en este blog cuantas veces quieras. He enlazado el tuyo en mi lista de blogs.

Saludos, compañero.